La primera jornada de los Playoffs 2016 nos dejó una sorpresa y varias exhibiciones. Los Indiana Pacers abrieron la veda derrotando a los Toronto Raptors por 100-90 en Canadá gracias a una buena defensa que completó una magnífica segunda mitad de Paul George, autor de 33 puntos, 4 rebotes y 6 asistencias. A la actuación de la estrella de los Pacers se le sumaron otros cuatro compañeros en dobles dígitos, mientras que en el equipo local no destacaron ni DeMar DeRoza ni Kyle Lowry (25 puntos y un pobre 8-32 en tiros de campo).

Los Golden State Warriors tardaron poco en cerrar su partido inaugural ante los Houston Rockets, a los que avasallaron por 78-104 sin poder contar con Stephen Curry en la segunda mitad. El base se torció un tobillo y es duda para el segundo encuentro de la serie, pero en 19 minutos les hizo un traje a los texanos con 24 puntos, 7 rebotes, 2 asistencias y 3 robos de balón. James Harden estuvo demasiado solo en ataque y quedó demostrado que su equipo tendrá que sufrir mucho incluso para llevarse un solo duelo.

El encuentro más reñido lo protagonizaron los Atlanta Hawks y los Boston Celtics. Vencieron los georgianos por la mínima (101-102) en un choque que se resolvió desde la línea personal en los segundos finales y en el que los Hawks debieron ponerse las pilas tras una remontada de los de Massachusetts. Isaiah Thomas fue el máximo anotador del choque con 27 puntos, aunque los Hawks tuvieron a Jeff Teague y Kent Bazemore en los 23 puntos y a Al Horford en los 24.

Hablando de atropellos como el de Golden State, no se quedó corto el protagonizado por los Oklahoma City Thunder a los Dallas Mavericks (70-108). Russell Westbrook y Kevin Durant lucieron su mejor versión, que además se vio complementado por las buenas actuaciones de Serge Ibaka (17 puntos y 9 rebotes) y Enes Kanter (16 puntos). Russ acabó con 24 tantos y 11 asistencias mientras que KD sumó 23 puntos y añadió 5 asistencias al recital local. El único que pasó de los dobles dígitos en Dallas fue Dirk Nowitzki, que acabó con 18 puntos insuficientes ante el mal rendimiento coral de los suyos.

La imagen:

El dato:

Los Toronto Raptors nunca han ganado el primer partido de una serie inaugural de Playoffs y suman siete derrotas consecutivas en los últimos tres años de postemporada.

La cita:

“Está muy, muy dolorido. Nos ha dicho en la pista que ha escuchado un crac”. Brad Stevens, entrenador de Boston, sobre la lesión de Avery Bradley, su mejor defensor de perímetro.

El Top 5: