San Fermín en Los Angeles… ¿Otra vez?

Al Staples hemos de ir, con una idea y un maletín! Parece que Mitch Kupchak no entiende de reconstrucciones (ni aprende de los errores), y donde otros verían una mina de oro a medio plazo, él solo ve motivos para tirar la casa por la ventana. Esta semana han sonado con fuerza dos nombres: Dwyane Wade, cuya salida de Miami parece previsible dada la falta de acuerdo económico entre el jugador y los Heat; y el último y más reciente, DeMarcus Cousins, quién parece no ser del agrado de George Karl en los Kings por mucho que el Vicepresidente Vlade Divac se empeñe en decir que su salida no es una opción (podéis leer AQUÍ las declaraciones). Un pívot de un equipo que le va grande y un base/escolta veterano que quiere aprovechar sus últimos años de plenitud física, demasiada casualidad como para no pensar en 2012.

Podría haber pasado como un rumor más, a fin de cuentas llevan rifándose al excéntrico pívot desde que los Kings finalizaron la temporada, pero no parece descabellado pensar que las informaciones publicadas tienen un punto enorme de veracidad considerando la fuerza del mismo, además del tweet publicado del propio DC (en la foto de abajo), una publicación que ha levantado muchas interpretaciones, desde que alude a un dicho popular ‘cuando cortas la hierba aparecen serpientes’, hasta que hace referencia directa a la mamba negra. Por otro lado, creo que sería muy bueno para Sacramento e irresistible para los Magic. Los Kings recibirían a Julius Randle y Nikola Vucevic junto a varios picks de este y los próximos drafts, jugadores muy aptos para el estilo de juego de Karl y que abrirían las puertas, salarialmente hablando, a la más que probable llegada de Ty Lawson o Rajon Rondo; Orlando por su parte vería disparadas sus opciones de futuro, sin obviar que Vucevic es un jugador joven con mucho potencial, el hecho de conseguir a las dos piezas clave de Duke esta temporada como Jahlil Okafor y Justise Winslow en el draft, y a la vez combinarlos con Oladipo, Gordon y Payton… demasiado bueno como para no creer que puedan aspirar a todo en 2-3 años.

Respecto a Lakers, no puedo evitar ver las similitudes con Howard y Nash, si bien es cierto que esos Lakers no tenían nada que perder, estos sí. La suerte que les faltó a lo largo de la temporada se les apareció el pasado 19 de Mayo en forma de pick 2, y no aprovechar semejante diamante en bruto me parece más una irresponsabilidad que asumir un riesgo. Entiendo que siendo el último año de Kobe Bryant en la franquicia quieran rodearle de jugadores que le hagan posible aspirar a conseguir su sexto anillo de campeón, así mismo no cabe duda que una franquicia del poder de los Lakers debe ser capaz de aspirar a todo siempre, pero dudo mucho que este sea el camino a tomar.

Veremos que ocurre en las próximas horas, y desde luego se espera movimiento tanto la noche del draft (madrugada del jueves al viernes), como a partir del 1 de Julio, fecha en la que los agentes libres tienen permitido empezar a negociar abiertamente con otros clubes.

Draft NBA: ¿del número 1 a la gloria?

El Draft de la NBA es el sueño de cualquier chaval que se dedica al mundo del baloncesto, el primer gran muro a superar para alcanzar la gloria en la liga estadounidense, la más aclamada del planeta. Ser el número uno, y poder escoger al Nº1, es una de las prioridades de jóvenes y franquicias. Esas noche de verano con David Stern, y ahora Adam Silver, dando a conocer las promesas del futuro, escuchando ese famoso «With the first pick…», son una especie de ritual sagrado. Y nosotros, en este interactivo especial, nos preguntamos: ¿tan buenos son los número 1? – @VíctorGlum / @GuilleÁlvarez41

 

La frialdad de los datos a veces nos acerca a la cruda realidad. Solo el 17% de los números 1 del Draft desde que existe la lotería han sido campeones, y para más inri, de los diecisiete equipos que han tenido el honor de escoger primeros en el sorteo universitario, únicamente los San Antonio Spurs han conseguido ser campeones con su elección en plantilla.   De veintinueve números 1, tan solo cinco han llegado a coronarse como campeones de la NBA, y es que ser el primero de tu generación no asegura el éxito final.

 

 

El dato curioso aquí es que solamente dos de ellos fueron campeones con la camiseta que les vio debutar en la Liga -–David Robinson y Tim Duncan–, mientras que los otros tres –Shaquille O’Neal, Glenn Robinson Jr. y LeBron James– tuvieron que emigrar a Lakers, Spurs y Heat para ganar el preciado anillo.

 

Después de presentar los números 1 de las últimas tres décadas y de repasar su trayectoria, con sus éxitos y sus fracasos, nos vemos obligados a destacar a un grupo muy especial. Si de entre las últimas primeras 29 elecciones del Draft NBA han salido 6 MVP -Robinson, O’Neal, Iverson, Duncan, James y Rose- existe un grupo revelador de jugadores que han alcanzado la cúspide individual (y en la mayoría de casos, colectiva) del baloncesto estadounidense.

Su éxito demuestra que las generaciones de jugadores van más allá de un simple número. Lejos de ser la sombra de la estrella de su año, estos jugadores alzaron la voz para reinvindicar su status quo. Ahora, el paso de los años les ha dado la gloria que el Draft les quitó en su día al ser escogidos por detrás del Nº1. Siete MVP’s que explican la historia contemporánea de la NBA:

 

Tras un viaje en el tiempo de 30 años, los números no quedan en más que eso, simples cifras. La relatividad del éxito final empaña la grandeza que en su día tuvieron todos aquellos que gozaron del honor de ser escogidos con el primer pick de su generación. Al final, tan solo los privilegiados triunfaron, triunfan y triunfarán. Las franquicias deberían ser conscientes de que tankear para conseguir la primera elección, como demuestra la historia, no es sinónimo de gloria asegurada en el futuro, y es que el esfuerzo, la dedicación y las horas de entrenamiento acercan más al deseado anillo de campeón que no un frío número de lotería.

Al final, la lotería no engaña, igual que tampoco lo hace un décimo del gordo de Navidad. Si toca, estás en la cima, si no, seguirás pensando en el número del año que viene.

Autores: Guille Álvarez y Víctor González

Datos: Elaboración propia (Última actualización 27/05/2015)

Fuentes: Basketball-Reference.com / NBA.com / ESPN.com

Imágenes: Wikipedia.org / NBA Archive

Vlog NBA – Repaso a las Finales NBA

Nuestro colaborador Jordi de Mas (@demas6basket) presenta una semana más su última entrega del Vlog NBA, una edición especial sobre las Finales NBA 2015 en las que los Golden State Warriors lograron alzar el título de campeones de la NBA ante unos Cleveland Cavaliers mermados por las lesiones. A pesar del rendimiento de LeBron James, el trabajo de Andre Iguodala, combinado con la magia de Stephen Curry y el acierto de Steve Kerr en el banquillo, decidió el anillo en favor de los californianos, que repiten gesta 40 años después, su cuarto título de la NBA. ¡Vamos a ello!

P.D. Y con guinda final, un poco de highlights para todos los gustos.